• Pruebas
    02 / 08 / 2017
    Crossland X, ciudadano con aptitudes

    Opel Crossland X

    Crossland X, ciudadano con aptitudes

    Ya está en Canarias el nuevo SUV compacto de la marca alemana desde 14.999 euros.

    Fresco y compacto por fuera, pero muy espacioso y versátil por dentro, con una carrocería bitono que se adapta a las tendencias del mercado y un moderno estilo SUV que marca su silueta: así se presenta el  nuevo Opel Crossland X.

    Este versátil modelo crossover urbano es el segundo miembro de la familia Opel X en el segmento B, que se une al superventas, Mokka X. El tercer miembro, el Grandland X, de mayor tamaño, llegará al mercado a finales de este mismo año.

    Los guiños estéticos de Opel son claros, la calandra es idéntica a la vista en el nuevo Insignia y se le unen unos faros con un inconfundible aire de familia y un perfil lateral que separa de forma clara la línea del techo de la línea lateral – el detalle del pilar C es muy parecido el de un Opel Adam. Para apoyar su estilo de Crossover o SUV todoterreno, en Opel han enmarcado en plástico oscuro sus pasos de rueda y lo han equipado con unos paragolpes de inspiración todoterreno.

    Aunque en realidad llega para tapar el hueco dejado por el Meriva, se le compara con el Opel Mokka X, en el cual se ofrece la opción de tracción a las cuatro ruedas para salidas ocasionales fuera de carretera, el nuevo Opel Crossland X está predestinado para áreas urbanas gracias a sus compactas dimensiones exteriores, por lo que es adecuado tanto para pasar una tarde de compras como para ir de vacaciones a la playa o la montaña.

    Con una longitud total de 4,21 metros, el nuevo Crossland X es 16 centímetros más corto que un Astra mientras que al mismo tiempo es 10 centímetros más alto. Los ocupantes disfrutan por tanto de una posición elevada de asiento y una excelente visión general, prácticamente panorámica, que hace muy cómoda y dinámica la conducción.

    Además, el nuevo vehículo ofrece sorprendentes innovaciones que hacen la conducción cotidiana más segura, cómoda y fácil. Los innovadores faros LED, la pantalla de proyección Head-up Display y la Cámara Panorámica de visión trasera, el Asistente Avanzado de Aparcamiento, la Alerta de Colisión Frontal con Detección de Peatones y la Frenada Automática de Emergencia , el Aviso al Conductor por Somnolencia , el Sistema de Mantenimiento de Carril, el Asistente de Señales de Tráfico, y el Sistema de Alerta de Ángulo Muerto son solo algunos ejemplos. El nuevo Crossland X también incorpora la excelente conectividad característica de Opel: Opel OnStar, con punto de acceso Wifi  y otros servicios como reserva de habitación en hoteles  y búsqueda de aparcamiento . También puede solicitarse la incorporación de los modernos sistemas multimedia Apple CarPlay y Android Auto, con tecnología compatible con IntelliLink y grandes pantallas táctiles a color de hasta 8 pulgadas. Además, los smartphones compatibles podrán cargarse durante su uso mediante la carga inalámbrica inductiva.

    Tanto el conductor como el acompañante delantero pueden disfrutar de los asientos ergonómicos certificados por AGR (Campaña Espaldas más saludables), siendo Opel el único fabricante que ofrece tal comodidad en el segmento (tanto en el Crossland X como en el Mokka X). Por otro lado, el maletero de 520 litros de capacidad –sin necesidad de plegar los asientos traseros– es el líder en su clase. Además, los pasajeros de la parte trasera tienen la posibilidad de ajustar su asiento longitudinalmente 150 milímetros, con lo que se aumenta el espacio para las piernas o la capacidad del maletero. Esto hace que el Crossland X sea aún más flexible.

    La gama de motores está compuesta por tres de gasolina: 1.2 82 CV, 1.2 Turbo 110 CV y 1.2 Turbo 131 CV, y dos Diesel: 1.6 99 CV y 1.6 120 CV.

    La unidad de prueba equipaba el motor de 110 CV, que nos ha parecido muy interesante en prestaciones y flexible en las recuperaciones, a nadie le amarga un dulce y siempre quiere más potencia, pero este motor va muy bien.

    El segmento CUV/SUV B está en auge y sus cifras de ventas se han multiplicado por cinco desde el año 2010. Uno de los pioneros de este segmento y de los más vendidos es el Opel Mokka X. El Crossland X supondrá un estímulo adicional a este nuevo segmento de rápido crecimiento, situado por debajo del segmento compacto, y dará un impulso adicional a la marca Opel.