Menú

Reportajes

Yamaha TMax

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

El pasado sábado de dieron cita los incondicionales del modelo TMax de Yamaha que aceptaron la invitación del concesionario de Yamaha en Las Palmas, Flick Moto, para realizar una salida exclusiva de propietarios de TMax

29/07/2018

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

Los propietarios de este modelo se reunieron a primera hora de la mañana en las instalaciones de Flick Moto en la Avd. de Escaleritas, 112, en una mañana que como últimamente es habitual, se presentaba con la panza de burro. A través de ella se podía ver que en la cumbre nos esperaba un día soleado y como descubriríamos más adelante, con bastante calor.

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

Motor al día 7 asistía a la ruta invitados por la organización y lo hacíamos con una Yamaha Super Ténéré 1200, que nos cedían amablemente para cubrir el evento. Una moto que no es la primera vez que probamos y que no deja de sorprendernos en cada ocasión que tenemos el placer de montarla.

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

Como en toda ruta, nada más ir llegando los participantes se van haciendo grupos en los que los nuevos conocidos que se unen en una misma pasión (en este caso la Tmax) van logrando que se creen nuevas amistades, que sobre todo de lo que más se habla es de motos y de las cositas que cada uno le ha hecho a la suya....que si un escape, que si una amortiguación, y así una infinidad de extras que cada uno pone a su buen entender y gusto.

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

La mayor parte de las versiones de Tmax que se reunieron fueron del año 2017, no solo de nuevos propietarios sino también de algunos que han ido cambiando de versión con el paso de los años, y que se resisten a abandonar este icono de Yamaha, que con el paso de los años crece en número de adeptos. En Canarias es un modelo muy cotizado en el mercado de segunda mano por lo que es casi imposible ver alguna en un concesionario, ya que la mayoría se venden a primera vista y por unos precios que sorprenden.

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

El recorrido de la ruta comenzaba con destino a Arucas, para subir por los Castillos, Los Chorros, Zumacal, Teror, Madre el agua, Ariñez y Cruz de Tejeda, donde se haría la primera parada para reponer y evacuar líquidos. Como es norma habitual en este punto se daban cita infinidad de moteros de todas las marcas, y los saludos entre todos es algo habitual e ineludible. Otra de las ventajas de conducir una moto....la cantidad de “amigos” que puedes hacer.

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

Ya en este punto mucho de los participantes, se mostraban asombrados por las cualidades ruteras de sus Tmax, ya que muchos de ellos era la primera vez que disfrutaban de ella por carreteras del centro de la isla.

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

La partida la hacíamos hacia Tejeda pero sin entrar en el pueblo, dirigiéndonos hacia la carretera de la Culata justo antes de entrar en Tejeda. Una carretera que acaba de ser asfaltada y que se presentó ante nosotros como un sitio ideal para disfrutar de las Tmax. Y si tanto gustó este tramo, ¡¡porque no repetirlo!!. De nuevo volvimos a bajar por la circunvalación de Tejeda y de nuevo a disfrutar de este fantástico tramo, que se convirtió por un rato en territorio TMax.

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

Después de la segunda vuelta de disfrute, volvimos a la Cruz, para dirigirnos hacia Artenara y hacer otro tramo “mítico” como es la bajada hacia el pueblo desde el Cruce de los Garajes y que se encuentra con un asfalto impecable, para seguidamente dirigirnos hacia la presa de los Pérez donde se haría la segunda y última parada de la ruta antes de la comida.

Como se agradeció el refrigerio en este punto, en el bar ubicado en la zona, y que este mismo fin de semana reabría sus puertas.

Territorio TMAX, Yamaha Flick Moto

El final de la ruta se haría en el Restaurante Sibora en el pueblo de Fontanales donde se disfrutó de una excelente comida cortesía de Flick Moto. Y en la que en la sobremesa se pudo hablar de todo....incluso de los ojos de una camarera que nos atendió. Para terminar solo decir y como suele pasar en todas las rutas a las que he asistido, son las ganas de volver a repetir.

Solo tienen que avisar y nos apuntamos. Hasta la próxima.

 

En este sitio web usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia. Si continúas navegando, entendemos que aceptas nuestra política de cookies.cerrar